miércoles, 23 de julio de 2014

Cocinas del Mundo...Dinamarca.

Ya no sé si es la calor o el hecho de haber cumplido años la semana pasada que me ha afectado profundamente las neuronas, sabia que tenia que publicar hace días pero entre tantas festividades seguidas y deberes del pre-adolescente que cateo unas cuantas asignaturas (prefiero no decir cuantas) mi tiempo de ordenador esta más restringido que nunca.
La cosa es que este mes nuestras queridas Nieves y Elena de la "Cajita" son las encargadas de hacernos viajar a través del paladar, la letra que les pernocto fue la "D", la "D" de Dinamarca y yo encantada, los daneses son los habitantes más felices y satisfechos del mundo según la "Wiki", mejores sueldos, igualdad de sexo, sin apenas corrupción, una gastronomía rica....Todo eso me hace pensar que cuando decidí mudarme hace más tiempo que Matusalén a España y sin querer desprestigiar ese maravilloso país en el cual vivo,  igual me equivoqué de billete en la estación !!

Chica valiente, con ese fantástico viaje decidí encender el horno y mi valentía no es tan solo por la calor que me aplatana las neuronas sino por mi factura de la luz que va engordando meses tras meses.


Kanelbullar (pan de canela).



Ingredientes :

- 700 grs. de harina.
- 300 grs. de leche.
- 120 grs. de azúcar.
- 100 grs. de mantequilla.
- 1 huevo.
- 30 grs. de levadura fresca.
- 1 pizca de sal.
- Una cuchara de café de cardamomo molido.

Para el relleno :

- 100 grs. de mantequilla pomada.
- 50 grs. de azúcar moreno.
- Canela.

- Un huevo para pintar.
- Perlas de azúcar.



Deshacer la levadura fresca en un poco de leche tibia y dejar reposar unos 10 minutos. Añadir el resto de la leche y la mantequilla fundida. Remover y agregar la harina, el cardamomo, la sal, el azúcar y el huevo ligeramente batido. Amasar unos 15 minutos hasta obtener una masa lisa que no se pega a la mesa. Cubrir la masa con un trapo y dejar que doble de volumen unos 40 minutos. Poner la masa en la mesa y aplanar con la ayuda del rodillo hasta formar un rectángulo de unos 3 mm. de espesor. Pintar con la mantequilla pomada y espolvorear de la mezcla de azúcar-canela. Enrollar a lo largo como un brazo de gitano y cortar unos 20 caracoles. Colocar sobre la placa del horno con papel sulfurizado y dejar levar unos 30 minutos. Precalentar el horno a 220 ºC. Pintar los caracoles con un huevo batido diluido con una cuchara de agua y espolvorear de azúcar perla. Hornear unos 5-6 minutos.




8 comentarios:

  1. Tu enciendes el horno y yo me llevo uno de estos panes dulces para tomarmelo con el café, je, je

    Gracias por participar.

    Bss

    Elena

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Llévate los que engordo por momentos, ese olor a canela me esta matando. Nos vemos en Egipto. Beso.

      Eliminar
  2. Qué pinta tiene más buena este pan de canela. Estoy con Elena....me tomaría uno ahora mismo con el café que me voy a preparar. El tema del horno en estas fechas es tremendo, con los calores como que no apetece y, tienes razón, la factura de la luz sube y sube. Dentro de nada vamos a tener que cerrar los blog porque no vamos a poder cocinar....ajajajajaj, qué exagerada que soy....ainsss.
    Mientras disfrutaremos de estas recetas tan deliciosas.
    Un besote muy fuerte y nos vemos en septiembre por Egipto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con esa calor ni encender los fuegos apetece, tendremos que hacer blogs de comida especial frio, jajjajaj. Un beso.

      Eliminar
  3. Hola Laura,
    pues ha merecido la pena la heroicidad de encender el horno. Lo del levado lo veo fácil con estos calores, lo del horno es para nota! Pero que caray! si el resultado es el de las fotos vale la pena.
    Saludos.

    Marisa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No si el resultado era delicioso pero vaya que calores !! Besos.

      Eliminar
  4. Deliciosas caracolas!! y mucho ánimo con tu adolescente, ya sabes, es la edad.
    Besos
    Nos vemos en Egipto!!
    Nieves

    ResponderEliminar